viernes, 19 de febrero de 2016

OFELIA SEGUÍA FLOTANDO COMO UN GRAN LIRIO

Ophelia, Pierre Auguste Cot


... en los firmamentos blasfemos de Rimbaud, pálido fantasma sodomizado por la corriente, senos blanquísimos manchados de herrumbre y la perfección de un verso apenas adivinado temblando aún en sus labios.