lunes, 28 de enero de 2013

PROBABLES INFIERNOS

"Winged figure seated upon a rock" (Abbott Handerson Thayer)


Los ángeles me comunicaron que cuando falleció Melanchton le fue suministrada en el otro mundo una casa ilusoriamente igual a la que había tenido en la tierra. (A casi todos los recién venidos a la eternidad les sucede lo mismo y por eso creen que no han muerto.) Los objetos domésticos eran iguales: la mesa, el escritorio con sus cajones, la biblioteca. En cuanto Melanchton se despertó en ese domicilio, reanudó sus tareas literarias como si no fuera un cadáver y escribió durante unos días sobre la justificación por la fe.

Un teólogo en la muerte, Jorge Luis Borges

11 comentarios:

MTeresa dijo...

Breves líneas
para reflexionar mucho

Verónica C. dijo...

Vaya...

Te imaginas???

Abismo dijo...

Pues creo que el título da todo el sentido al texto...
o más bien la vuelta completa
Repetir de nuevo todo... no sé si me apetecería. No, creo que no...

Besos abisales con azucarillo azul

Aniquiladora dijo...

¿Un ángel malhumorado? Eso es que le han encomendado alguna misión en la tierra.

El rostro del ángel es perfecto. Una obra maravillosa.

Besoss.

Nerea dijo...

Suena factible.

i*- La que canta con Lobos dijo...

Gran Borges! Gracias y besos!

calmA dijo...

Qué hermosos parecen los infiernos desde el cielo.

Bella imagen.

Marisa dijo...

No sé si sería del todo adecuado volver a repetir lo mismo no estando en la Tierra.

Muy grande Borges.

Un saludo desde http://retales-de-mis-noches-de-insomnio.blogspot.com.es/

Ana dijo...

Estar,sin realmente estar...o sin ser consciente de la realidad...terrible la verdad, no?

Gracias por dejar tu comentario en mi blog,un placer.

Hanna Xesco dijo...

Increíble texto, y una imágen magnífica. Besos

g dijo...

Me recuerda al ángel de las anunciaciones que, comunicada una, hechas todas.