lunes, 27 de agosto de 2012

LEE EN MIS LABIOS

Serge Marshennikov


Lee tormenta en mis intenciones
manzana verde donde muerdo un pezón
jugamos
pero tú lee tormenta en el pecho alocado
gacelas heridas por la urgencia
muslos rodeando mi cuello
sonríe
y lee tormenta enredada en mis piernas
siempre tormenta
de los sentidos
verde
menta
tormento
turbia
loca
empapados
sedientos
tormenta

17 comentarios:

Vera Eikon dijo...

Vientos de besos se desatan en esa tormenta que ella lee....Bicos

chatnoir dijo...

Leo la tormenta y noto la electricidad estática que eriza el vello...

Bisious.

Imilce dijo...

Como catarsis en el infierno de calor.

Un beso :)

Capitán Placenta dijo...

Sólo me salen onomatopeyas...y los besos electrificados.

Verónica C. dijo...

Ganas dan de abrir la ventana en la madrugada si una tormenta me viene a visitar con esta furia y pasión.

Manzana verde, verde menta... ah, Juan Antonio, qué fragancias tan sublimes para los amantes...

Besos

Diana Ƹ̴Ӂ̴Ʒ dijo...

Una tormenta hay en tus labios sedientos, que invitan a soñar despiertos.

Apasionadas letras, Juan Antonio.

Abrazos alados, Feliz semana!

Enamórame con tus palabras dijo...

Me emociono con estas cosas, tormenta en el estómago y huracanes de emociones, eso me haces sentir.

Abismo dijo...

Es evidente no querer la calma...

Besos abisales

Laura Uve dijo...

Tus labios son una enciclopedia.

Me gusta el frescor, la limpieza, la calma... que llega tras la tormenta.

¿Me permites que introduzca de rondón este fragmento de poema de Jordi Doce?


Pasajera furia
que sobrecoge, súbita, deslizas
en el oído un fondo percusor
sobre el que vuelve a florecer la vida,
feraz como el vapor de los jardines,
mientras arriba
las inquietas puntadas de la luz
abren en la grisalla
la imagen espectral
de un asombro para dubitativos


Hermosísima imagen.

(* dijo...

Hace falta una de ésas, yo creo. Un buen chaparrón, que se suele decir. Y saber leerlas en el cielo y en los labios, como en tu poema.

i*- La que canta con Lobos dijo...

habrá que abrigarse y usar paraguas contra la tormenta. besos!

Mayte dijo...

Tormenta sed vida deseos.

Besos.

Gala dijo...

Una tormenta de emociones.
Seguro que estas no son de las que perjudican, sino más bien de las que refrescan el alma y llenan de vida... como el agua.

Besitos mediterráneos.

Madame Garburn dijo...

me encanta!

alalai cánfora sandra dijo...

Tengo sed :)

Sorti dijo...

Leo, leo... y me gusta...

Sorti dijo...

Leo, leo... y me gusta...