jueves, 2 de febrero de 2012

SILENTES


"Despair" (Edvard Munch)


Helados cuchillos agazapados en la noche de enero. Sin rubor, sin clemencia. Silentes como tú, como yo.

10 comentarios:

Amanecer Nocturno dijo...

No tenía ni idea de que existía este cuadro. Es precioso, forma parte de la trilogía de El grito que soñé la otra noche. Un saludo.

Laura Uve dijo...

Hmmm... gran texto... me ha dejado silente...

Un beso!!

M.Flores dijo...

Definitivamente Munch es mi hombre y tus palabras las hago mías.
Besos.

Índigo dijo...

Hay un grito silente que se ruboriza.

Juan Antonio dijo...

Munch en tus sueños y en mis pesadillas.

Ser silentes no es algo vocacional. Es algo irrenunciable, como ciertos derechos civiles. Pero con un poco de mala leche.

Besos gélidos.

Mayte dijo...

Silentes como el último beso...

elena clásica dijo...

"Y el hombre... Pobre... pobre! Vuelve los ojos, como
cuando por sobre el hombro nos llama una palmada;
vuelve los ojos locos, y todo lo vivido
se empoza, como un charco de culpa, en la mirada.

Hay golpes en la vida, tan fuertes ... Yo no sé!"

El frío terrible de enero unido a las terribles figuras que emergen en las pesadillas tal y como sabe pintar Munch, hicieron resonar en mi cabeza estos versos de césar Vallejo.

Encuentro en tus palabras la belleza de los frutos que nacen en invierno, de un color siempre muy intenso y fuertes como las vidas que ocultan secretos terribles por sus dolores.

Un abrazo, querido Juan Antonio.

Ábradas dijo...

Ese escorzo de paisaje, esa ondulación infinita y desasosegante, esos perfiles recortados en la diagonal de un punto de fuga sin paralelo que nos centre en camino de la huida... El grito, ausente, resuena en los rojos del horizonte sin horizonte.

I'm not much a poet dijo...

Precioso el cuadro...

Calixta Occam dijo...

Debo declararme homérica fascinada de la templanza del silente.Preciosa pintura.Pulgares arriba