lunes, 27 de octubre de 2008

DORMIDA

"Serpientes de agua IV", detalle (Gustav Klimt)


No sé por qué he sentido la necesidad de besar tu pelo como trigo;
no sé por qué me he inclinado sobre ti con la impaciencia del agonizante
y te he confesado, sabiéndote dormida, un amor inexplicable.

Creía escuchar el vago sonido de las olas,
pero comprendí que eran tus pies hollando la arena,
que eran tus huellas abriendo camino entre la oscura maleza.

Me sentí herido por la luz implacable del día,
mas supe que era tu cuerpo inundando mis horas de claridad,
que era tu cuerpo tornasolado que me cegaba.

Pensé que tocaba una distante estrella,
y comprendí que eran tus ojos,
que eran tus pupilas ardientes lo que cruelmente besaba.

Tal vez por eso te ofrecí la furia recta de mi amor;
tal vez por eso te arrullé en mis brazos hasta saberte dormida,
y sólo entonces confesé que te amaba.

20 comentarios:

Nébula dijo...

Esto...ejem...usted sabe que lo de "furia recta" se puede malinterpretar noooo? :S


adoro a klimt:O

Juan Antonio dijo...

Bien sûr, ma cherie. Pero nunca por una dulce criatura angelical como sois vos, Nébula.

Moi aussi.

Nébula dijo...

los ángeles son perversos, amigo mio

Juan Antonio dijo...

Afortunadamente. Lo contrario sería tan previsible...

Meryone dijo...

yo no lo considero malinterpretar

claro que yo soy lúbrica, amén de perversa

buenas noches

Juan Antonio dijo...

Meryone... sabes que me matas, ¿no?

Es normal que a F. Edgar Allan la inquieten los coches. Ten un buen día.

pati dijo...

Esos amores son como las olas rotas al son de blanca espuma. El gran querer callado, mar total.

Besos :)

Juan Antonio dijo...

Ahora comprendo muchas cosas, Pati. También latía el Mediterráneo en esas instantáneas sin cámara, en esas miradas, en esas sonrisas.

Me redimes.

Anónimo dijo...

En tres palabras: Pre cios so. Gran poema. Me estoy aficionando a este blog. Es fuertemente adictivo.
Rigoletto

Nefer dijo...

Jová J.A cuando te pones romántico haces que me tiemblen las canillas al leerte... maravilloso.

Besillos.

Juan Antonio dijo...

Gracias, Rigoletto. Es un honor.

Nefer, todo esto es muy antiguo ya. Yo era joven entonces, tú sabes. Actualmente, mis hormonas registran un nivel de actividad mucho más controlado. Gracias por el comentario.

Alfa79 dijo...

¡ A ella !, al cabello dorado y acerado por el sol:

"El poder de tus besos
curativos y eróticos,
enriquecen y absorben
la sangre de mi alma,
vitamina de mi cuerpo.

Tus besos cambian
el cursode mis aguas,
y humedecen la sequía
de mis desiertos interiores."

Va por ellas. Va por todos.

Salud. Alfa79

Juan Antonio dijo...

Alfa, hermoso poema. Y muy sugerente. Enhorabuena. Saludos.

xiana dijo...

Qué hermosura, Juan. Y ahora dime, cómo alguien puede obviar u olvidar estas preciosas palabras y no amar con su vida a la persona que las ha escrito...

xiana dijo...

Ah! y Klimt es de mis favoritos. Creo que conectamos.

Juan Antonio dijo...

Conectamos, Xiana, ya lo creo.

Respecto a tu pregunta... no sé, supongo que las personas pueden llegar a ser otras con el tiempo. Perfectos desconocidos. Es triste, pero sucede.

Gracias por bucear. Besos.

xiana dijo...

Creo que conectamos Klimt y yo :P

Juan Antonio dijo...

Ehhhhhh y tú y yo también. Jum.

xiana dijo...

Bien sûr, mon petit

Setefilla Almenara J. dijo...


"Tal vez por eso te ofrecí la furia recta de mi amor;"

El terrible pavor no confesado que produce en uno el saberse vuelnerable, cuando la furia del amor se nos viene derecha...Pero ah, cuando se ha dormido el adorado objeto carnal que la produce...Entonces, todo es.

Hermoso poema.

Buenas noches, poeta.